Cientos protestan los recortes del T

February 10, 2012
By

Más de 125 oradores denunciaron la propuesta del MBTA a subir precios y cortar servicios en unas reuniones en Mission Hill.

Por lo menos 500 personas asistieron a la reunión el 19 de enero en Roxbury Community College y el 1 febrero en la escuela Hennigan en Heath Street. La reunión en RCC presentó la mayoría de la discusión de Mission Hill.

Unas personas aceptaron las subidas, pero ninguna quería ver recortes de servicio. Los recortes incluye la línea E durante los fines de semana y el LINK bus de Mission Hill, entre otros. Asistieron oficiales de tránsito, incluso gerente general interino Jonathan Davis y jefe de transporte de MA, Richard Davey.

La multitud se enfocó principalmente en la deuda del MBTA de $5.5 mil millones y en el asunto de falta de fondos como el origen de los problemas.

“Nadie en este salón tuvo que ver con la deuda, y encontrar solución no debe ser tarea suya,” dijo residente de Mission Hill Rich Giordano, discutiendo el tema.

“Somos gente de tránsito. No nos apetece hacer estas recomendaciones,” dijo Davis al Gazette en la reunión de 1 febrero. La ruta que él mismo usa para llegar a trabajo sería uno de esas perdidas en el nuevo plan.

Pat Flaherty de Mission Hill Neighborhood Housing Services expresó su oposición a los recortes porque afectaría a las pequeñas empresas y a los ancianos.

Kay Gallagher, que conduce el LINK bus, un servicio fundado por el MBTA y organizado por voluntarios, dijo que el servicio es esencial para el barrio. El pequeño bus discurre las calles empinadas y sinuosas de Parker Hill, donde los buses normal del MBTA no pueden pasar, y sirve un promedio de 85 pasajeros al día.

La senadora del estado Sonia Chang-Díaz y representante Jeffrey Sánchez indicaron que habrá necesidad de subir impuestos. Los dos han propuesto subidas en impuestos del petróleo en el pasado, pero los legisladores de Massachusetts del oeste no estaban de acuerdo. El “T” es parcialmente fundado por el impuesto sobre las ventas en MA, pero los ingresos son mucho menos que habían esperado.

En las zonas marginales, debemos crecer el tránsito público, no disminuirlo,” dijo Sánchez, añadiendo que los recortes harían daño a las empresas locales, las instituciones culturales, los residentes de bajo ingreso y la salud pública.

“Por qué aquí? Por qué cortar este línea en este barrio en particular?” añadió sobre la línea E—una de dos recortes en el plan, los dos cuales son en la cinturón de pobreza.

“La responsabilidad cae en la asamblea legislativa” para reparar los problemas de fondos del MBTA,” dijo Chang-Díaz. Dijo que mucho de la deuda viene de proyectos de mitigación como resulto del Big Dig en el centro de Boston.

Los recortes de servicio no son solo asuntos abstractos para oficiales como concejal Tito Jackson y representante del estado Gloria Fox, que no tiene coche.

“No creemos que los pobres deben pagar más,” dijo Fox, que quiere que auditen el MBTA.

Dijo que pagar más y recibir menos “no tiene sentido ni a mí ni a mi distrito.” Dijo que las subidas son “un impuesto injusto hacía los pobres” y luego dijo al Gazette que los recortes sofocarían el desarrollo económico del estado.

Concejal Mike Ross, residente de Mission Hill, dijo que los recortes propuestos son insensatos.

“No podemos cortarlos. Esta no es solución,” dijo, apelando a los gobiernos locales y federales a reforzarse.

El alcalde Thomas Menino denunció el plan en una carta el 27 de enero. Dijo que el plan no tiene sentido, y quiere que los oficiales colaboren hasta que encuentren una solución.

Asistieron oficiales como Arthur Mombourquette de Brigham and Women’s Hospital; Michael Sabo, presidente del gobierno estudiantil de Northeastern University; y Sandy Pascal de Wentworth Institute of Technology. Otras organizaciones en el lado de los residentes incluyeron Occupy Boston, la unión de pasajeros del T (T Riders Union) y el Massachusetts Senior Action Council.

Sarah Horsley, empleada de Fenway Community Development Corporation, comentó en la diversidad entre las personas que estaban en oposición.

No estamos siempre de acuerdo, pero esta noche estamos unidos, insistiendo que esto no es aceptable,” dijo.

El MBTA tiene que justificar una diferencia de $161 millones en su presupuesto antes del 1 de julio, según la ley estatal. Para más información sobre el plan, ver mbta.com. Mandar comentarios en fareproposal@mbta.com o a Fare Proposal, 10 Park Plaza, Suite 3910, Boston, MA 02116.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *