Algunos tienen dudas sobre el nuevo dormitorio de NU

March 4, 2016
By

De Josie Grove

Especial a la Gaceta

Cerca de 40 personas asistieron a una reunión el 23 de febrero en Northeastern University (UN) sobre su plan de construir una residencia estudiantil de 798 camas en 10 Burke Street. Algunos miembros del grupo de trabajo de Northeastern expresaron dudas que el nuevo dormitorio pueda atraer a estudiantes que viven actualmente en departamentos baratos en Mission Hill.

Algunos dudaban que estudiantes de NU dejarían voluntariamente sus apartamentos baratos en Mission Hill para vivir en dormitorios más caros y con más reglas. Muchos vecinos han quejado que los estudiantes que viven en Mission Hill causan ruido y hacinamiento.

El sitio en 10 Burke Street, actualmente un aparcamiento, se convertirá en un edificio de veinte pisos, con 207 residencias al estilo apartamento.

BRA ha intervenido porque la universidad quiere cambiar su plan maestro institucional (IMP), aprobado por BRA en 2013. Un IMP es un plan de desarrollo comprensivo que describe las instalaciones existentes, las metas de planificación a largo plazo y los proyectos propuestos de una institución. El plan originalmente propuso entre 350 y 600 camas en uno o dos edificios de diez pisos en el sitio.

“Querían incluir más de 600 camas en un edificio, y para hacer eso, tenían que superar la altura del IMP”, dijo Gerald Autler de BRA.

NU tiene 13.500 estudiantes, un poco menos de la mitad de los cuales viven actualmente fuera del campus en los vecindarios cercanos. La vivienda estudiantil es una prioridad para la institución, dijo Kathy Spiegelman, la vicepresidenta de NU y la jefa de planificación del campus. Ya tiene 700 estudiantes en la lista de espera para alojamiento en campus y 600 más en apartamentos pagados por la universidad. El IMP busca 1.000 camas nuevas.

“Fue muy obvio, después del edificio de ciencias, que el próximo proyecto sería las camas”, dijo Spiegelman.

El Representante de Estado local Jeffrey Sánchez dijo que está contento de que se haya abordado el asunto de los estudiantes que viven fuera del campus, aunque ello implique un edificio más alto.

“Es grande, pero queríamos que Northeastern fuera atrevido”, djo.

La altura no es el único aspecto de este proyecto: NU no está financiando el edificio y no lo van a administrar. La universidad está alquilando la tierra de 10 Burke Street a American Campus Community (ACC), una compañía de desarrollo basada en Texas, que construirá y administrará la residencia por un plazo fijo. El edificio será de propiedad y administración privadas, pero funcionará como cualquier residencia de NU. Los estudiantes tendrán que seguir las reglas de la universidad, y habrán asistentes en el edificio.

“Será una de las primeras colaboraciones privadas en Boston”, dijo Jason Wills, el vicepresidente de desarrollo de ACC.

Los nuevos apartamentos estudiantiles también cobrarán los precios de NU. Aunque ni ACC ni NU ofreció una gama de precios, Wills dijo que el alquiler será consistente con los precios de la vivienda estudiantil de UN, entre $6.000 y $12.000 anuales.

Bruce Bickerstaff, jefe de Roxbury Trust Fund y un miembro del grupo de trabajo de NU, dijo, “La vivienda de Northeastern es más costosa que la de la comunidad”.

Sánchez duda que los dormitorios vayan a atraer a los estudiantes que alquilan apartamentos más baratos en Roxbury o Mission Hill.

“Es una buena oferta que no pueden resistir”, dijo Sánchez.

Sánchez también mencionó el dormitorio de West Village como un precedente preocupante; NU aumentó la matrícula para llenar la residencia

Spiegelman dijo, “No hay planes para aumentar la matrícula”.

Bickerstaff reiteró la necesidad de atraer estudiantes de los vecindarios cercanos.

“Siempre podemos atraer más estudiantes. Pero vamos a ver una despresurización fuera de las salas santificadas de Northeastern?” preguntó.

“La mayoría de los estudiantes, si tuvieran la opción, preferirían estar en campus”, dijo Autler de BRA.

El presidente de estudiantes de NU Eric Tyler está de acuerdo. “Los estudiantes quieren estar en campus”, dijo. “Hay una demanda”.

El periodo para solicitar comentarios para el proyecto se terminó el 1 de marzo.

[Peter Shanley contribuyó a este artículo.]

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *