Promotor lanza proyecto Art Park con mayor densidad

April 6, 2018
By

Sebastián Mariscal Studio (SMS) presentó una reunión pública para informar a la comunidad sobre sus planes para el proyecto Art Park, que juntará las parcelas de 778-796 Parker Street y 77 Terrace Street. Históricamente, la comunidad ha estado a favor del proyecto, a pesar de que el desarrollo tendrá otras 16 unidades.

La reunión del 6 de marzo en el centro parroquial de Mission Church no fue una reunión oficial de revisión, sino un foro para informar a los residentes sobre el estatus del proyecto. Asistieron alrededor de cincuenta personas.

El proyecto fue aprobado hace varios años por la Sala de Recursos de Zonificación, pero se ha retrasado debido a la demanda de una pareja local. En la reunión, Mariscal dijo que la demanda terminó con un acuerdo que prohibió que la pareja hablara con sus vecinos o con la prensa sobre el proyecto. Los vecinos en la reunión expresaron descontento con el asunto, diciendo que establecería un precedente para la apelación de futuros proyectos en el vecindario.

“Entiendo que fue una etapa dolorosa, pero pensamos que SMS ganó, no que llegó a un acuerdo”, dijo Pat Flaherty.

Gazette se comunicó con SMS para aprender más sobre el acuerdo, pero no recibió ningún comentario. Se desconoce cuándo llegaron a un acuerdo y qué fueron las estipulaciones.

La Ciudad comenzó a explorar el desarrollo del sitio de Art Park en 2012. El sitio es la propiedad de la Ciudad entre las calles Parker y Terrace, y antiguamente tenía murales, caminos de mosaico, muebles coloridos y jardines comunitarios manejados por residentes locales. La Ciudad publicó una solicitud de propuestas (RFP) para determinar cuál promotor podría comprar y renovar el terreno, y SMS resultó el ganador. Los locales inicialmente se opusieron al plan de la Ciudad, pero muchos eventualmente cambiaron de idea cuando aprendieron sobre los beneficios a la comunidad, como el jardín.

El proyecto fue aprobado en 2014 por el antiguo Boston Redevelopment Authority y la Sala de Recursos de Zonificación de la Ciudad (ZBA) después de un proceso comunitario de dos años. Sin embargo, se había retrasado cuando dos residentes de Mission Hill, Kathryn Brookins y su esposo Oscar, presentó una demanda contra SMS y ZBA sobre las varianzas de la propuesta. Un juez desestimó la demanda en 2016, una decisión que los Brookins apelaron. En marzo de 2017, el juez se pronunció a favor de la moción de desestimación de los demandados por un tecnicismo. Los Brookins no impugnaron la decisión del juez, y desde entonces la Ciudad y SMS han trabajado en la propuesta.

“Desafortunadamente dos residentes apelaron la decisión de ZBA, a pesar de todo el apoyo comunitario abrumador, pero Sebastián persistió”, dijo John Feuerbach del Departamento de Desarrollo Comunitario (DND). “La apelación fue desestimada y el año pasado comenzamos a trabajar de nuevo”.

“Estamos siguiendo con la misma idea con la que comenzamos”, dijo Sebastián Mariscal. “Sentimos que hemos creado un proceso colaborativo con muchas reuniones comunitarias y clases con jardineros y artistas. Creemos en el proyecto, pensamos que será muy positivo para el vecindario, y esperamos que inspire proyectos similares en el vecindario”.

En la primavera de 2014, SMS contrató a un ingeniero ambiental que descubrió que el sitio estaba contaminado con plomo. En la reunión, Maggie Cohn notó que puede ser debido a la antigua cervecería que se quemó en el mismo sitio. La contaminación significa que la zona ha estado cerrada al público y que los costes de urbanizar el terreno serán mayores. El material de relleno contaminado se tiene que quitar y tratar. El costo del tratamiento, la litigación y las demoras han llevado a la mayor densidad del proyecto.

“No queremos cambiar la idea, reducir el espacio público o los jardines comunitarios, o construir un edificio en Parker Street. Por eso, hemos aumentado la densidad, pero desde afuera la estructura parece igual”, dijo Mariscal.

Feuerbach también dejó en claro que la condición ambiental del sitio sería completamente remediada.

Los promotores realizó cinco meses de extensión comunitaria que incluyó 20 reuniones, 35 cartas de apoyo y las firmas de 115 miembros de la comunidad.

El proyecto no ha cambiado mucho desde el proceso de revisión original hasta ahora. Los parámetros incluyen: la certificación platino de LEED; cincuenta mil pies cuadrados de espacio verde; ni estacionamiento ni reducción de aceras en Parker Street; un paso peatonal entre Parker y Terrace; y programas de arte. La mayor diferencia es la cantidad de unidades: de 44 originalmente a 60. Las unidades se han reducido un poco de tamaño y la mayoría tendrá una habitación. La cantidad mayor de unidades significa que habrá dos más unidades asequibles, para un total de 12. Se ha reducido un tanto el espacio de almacenamiento y todavía habrá espacio para 30 autos–incluido por lo menos un auto Zipcar–y 82 bicicletas.

El edificio tendrá apartamentos de 600-700 pies cuadrados de una habitación, apartamentos de 800-900 pies cuadrados de dos habitaciones, y apartamentos de 1.250 pies cuadrados de tres habitaciones. Cada departamento tendrá un patio exterior de 100 pies cuadrados.

El sitio actual tiene un cambio de elevación de 35 pies. Por eso, la planta más baja en Terrace Street tendrá espacio comercial y la entrada al edificio, y el techo en Parker Street tendrá la misma altura que la calle, así puede ser visto como un parque y no un edificio desde ese lado. No se verán los autos ya que estarán entre un muro de contención y detrás del edificio en Terrace Street.

Los promotores también se han comprometido a no alquiler unidades a universitarios.

Los residentes mostraron en gran parte contentos con el proyecto, pero pidieron que los promotores respondieran a un par de preguntas: Una sobre el muro de contención actual en el sitio, que un residente dice que está en mal estado y necesita mejoras. Otro residente preguntó si todos los departamentos serían de alquiler. Cuando los promotores contestaron que pueden estudiar la posibilidad de vender un par de unidades, los residentes expresaron su preocupación que la venta de unidades podría resultar en dueños que no cumplan con los requisitos de SMS de mantener la propiedad y de no alquiler a los universitarios. Richard Giordianno pidió que el equipo se comprometiera a prohibir alquileres corporativos de corto plazo y Airbnb.

La Ciudad es el dueño del terreno hasta que el financiamiento y el diseño estén finalizados.

El equipo todavía tiene que entregar la noticia del cambio a BPDA y pasar por dos audiencias públicas, una con BPDA y otra con ZBA. Los promotores esperan finalizar los contractos antes del verano y empezar la construcción antes del otoño de 2020.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *